Declaración de la Red ATTAC Américas

En un taller al que asistieron más de 120 personas, se conversó sobre las consecuencias devastadoras de los Tratados de Libre Comercio (TLC) firmados entre los EEUU y países como Chile o Canadá. Las experiencias de estos dos países nos muestran que este tipo de tratados sólo son funcionales para garantizar el avance de las privatizaciones de los servicios públicos, presionando por la desaparición de las barreras comerciales que protegen a los sectores económicos más pequeños de nuestros países. El TLCAN y los TLC bilaterales tienen además como objetivo apropiarse de los recursos naturales de nuestros territorios, como el agua y el petróleo, proyecto que se reasegura a través de la militarización del continente y de la construcción de aparatos represivos que apuntan a disciplinar el campo popular.

Por otro lado las vivencias de las organizaciones europeas resultan claras para ver el proceso de integración que solo favorece a las grandes empresas transnacionales de ese continente la implantación del euro solo ha servido para reducir el nivel de vida de los habitantes europeos, derrumbando la red social construida tras décadas de lucha de los movimientos de trabajadores. En ese sentido, la oposición a la firma de la Constitución Europea marco un importante avance de los movimientos.

A su vez, los casos brasileño y argentino muestran la necesidad de oponerse al ALCA y a los TLC con una alta movilización de los pueblos. Los casos de las consultas populares en esos países son ejemplos de procesos de lucha y articulación de las organizaciones locales, entre las cuales el rol de ATTAC ha sido fundamental.

De esta forma, los grupos ATTAC tenemos mucho que aportar en la lucha contra el capital financiero especulativo, el libre comercio y los TLC en todas sus formas. Hoy parece que el ALCA está frenado. Sin embargo, la protección que el ALCA otorga al capital entra a nuestros países -a espaldas del pueblo y de manera secreta- de la mano de nuevos tipos de ALCA, como los TLC bilaterales que firman los países latinoamericanos tanto con EEUU como con la Unión Europea. Con las protecciones a la inversión como la OMC, su Acuerdo General sobre el Comercio de Servicios (AGCS) y los mecanismos de solución de controversias, intentan dar mayores prerrogativas al capital en desmedro de los derechos ciudadanos y condicionando políticas públicas para el desarrollo.

Por ello, la participación de la Red ATTAC Américas en la educación popular y difusión sobre estos temas es hoy fundamental. Finalmente, para seguir en la coordinación de nuestras acciones continentales nos encontraremos en el Foro Social Mundial Caracas 2006, para seguir avanzando sobre estos temas.

No al ALCA en todas sus formas!

Otra América es posible!

source: