bilaterals.org logo
bilaterals.org logo
   

Temor en productores franceses por carne, pollo y maíz del Mercosur

JPEG - 125.8 kb

Por Ámbito | Mayo 2019

Temor en productores franceses por carne, pollo y maíz del Mercosur

El principal sindicato agrícola francés advirtió en un comunicado sobre las "consecuencias catastróficas" que tendría un acuerdo de libre comercio en la agricultura europea y francesa.

Los productores de carne franceses expresaron su preocupación después de que la comisaria europea de Comercio, Cecilia Malmström, afirmara que la Unión Europea y el Mercosur "se acercan" a un acuerdo de libre comercio.

"Nos estamos acercando", dijo Malmström respecto al acuerdo, que ha estado en discusión durante más de veinte años, y cuya última ronda de negociaciones en marzo pasado fue, a su entender, "un éxito". Según la agencia de noticias AFP, existe "una ola de pánico" en el sector.

El principal sindicato agrícola francés, la Federación nacional de los sindicatos agrícolas (FNSEA), reaccionó inmediatamente en un comunicado, en el que advirtió sobre "las consecuencias catastróficas que tendría este acuerdo en la agricultura europea y francesa".

"Brasil y Argentina, donde los modelos de producción están sujetos a normas ambientales, sociales y fitosanitarias muy inferiores a las vigentes en Francia, se benefician de costos de producción altamente competitivos", afirma la FNSEA.

Para esta federación, los productores franceses, que ya tienen dificultades debido a una profunda crisis en el sector "no sobrevivirán durante mucho tiempo frente a importaciones masivas de azúcar, carne vacuna, pollo o maíz de estos países".

Malmström no descartó que las discusiones en curso pasarán del nivel de los negociadores al de los político en julio. "Es posible", afirmó.

No obstante, moderó su "optimismo" al recordar que ya "hace casi cinco años dije que estábamos a punto de lograrlo".

Hasta ahora, uno de los mayores obstáculos a la firma ha sido la apertura del mercado europeo a la carne del bloque sudamericano, sobre todo en Francia.

La Federación de Productores Bovinos (FNB), que representa a los 82.000 ganaderos franceses, está muy preocupada porque el acuerdo en discusión prevé que los cuatro países del Mercosur (Brasil, Argentina, Uruguay y Paraguay) exporten 99.000 toneladas de carne de res a Europa cada año sin aranceles.

Esto se sumaría a las 270.000 toneladas de carne bovina que estos países pueden ya exportar a Europa, apunta esta federación.

Su preocupación viene también del hecho que estiman que las normas sanitarias en esos países no son igual de exigentes que en Europa, y denuncian que los productores sudamericanos recurren a la utilización de hormonas de crecimiento, antibióticos y pesticidas prohibidos en la UE.

"Queremos alertar a los futuros diputados europeos (...) que bajo ningún pretexto este acuerdo debe ser aceptado", urgió Bruno Dufayet, presidente de la FNB, durante una conferencia de prensa en París, a unos días de las elecciones que renovarán al Parlamento Europea.

Según esta federación, la carne, que es una mercancía "sensible" debería ser "eliminada" por completo de todos los acuerdos de libre comercio que están en negociación en la Unión Europea.

La preocupación por la inminencia de este acuerdo no se limita a Francia. La Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos españoles (COAG) alerta también sobre las pérdidas que provocaría este acuerdo con el Mercosur en todo el bloque europeo.

"Un acuerdo bilateral con Mercosur tendría un impacto catastrófico en el sector agrícola de la UE", señalan fuentes de la COAG.

En un estudio realizado por esta organización en 2017 calcularon que 78.000 toneladas de vacuno (las que preveía entonces en el acuerdo) equivaldría a un total de 2 millones de vacas nodrizas, lo que supone más del número total de cabezas de Bélgica, Bulgaria, Dinamarca, Estonia, Grecia, Croacia, Chipre, Letonia, Luxemburgo, Hungría, Malta, Eslovenia, Eslovaquia, Lituania, Finlandia y Suecia juntas.

"Casi el 80% de la carne de vacuno importada por la UE proviene del Mercosur (...) así que consideramos que no se necesitan contingentes adicionales libres de derechos arancelarios", añadieron estas fuentes.

Los países de la UE y las naciones del Mercosur intentan desde 1999 crear un espacio de libre comercio de unas 760 millones de personas a ambos lados del Atlántico, unas conversaciones paralizadas durante años tras un intercambio de ofertas fallido en 2004 y que se reanudaron de nuevo en 2010.


 source: Ámbito