El Parlamento de la UE rechaza la oportunidad de aclarar el estatus legal del CETA

El Parlamento de la UE rechaza la oportunidad de aclarar el estatus legal del CETA

Por Tercera Información, 30-11-16

JPEG - 137.5 KB

El Parlamento Europeo ha rechazado una resolución para someter el polémico Sistema Judicial de Inversiones incluído en el acuerdo comercial entre la UE y Canadá, el CETA, al escrutinio del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJCE).

“Rechazar la oportunidad de consultar al TJCE es ignorar la incertidumbre jurídica que rodea al CETA. Si se aprueba el acuerdo, los gobiernos europeos podrían quedar en una situación complicada si las normas de este acuerdo comercial entran en contradicción con la legislación de la UE. Esto podría socavar gravemente el derecho de la UE y de los gobiernos nacionales a adoptar políticas que garanticen la protección pública”, ha declarado Shira Stanton, asesora de política comercial de la UE en Greenpeace.

Un grupo de 89 diputados del Parlamento Europeo de seis grupos políticos ha presentado la resolución solicitando el dictamen del TJCE sobre si el sistema de tribunales de inversión es compatible con los tratados de la UE. Bajo la presión de tres de sus parlamentos regionales, el gobierno belga ya se ha comprometido a remitir el ICS al TJCE, pero el momento exacto de esta solicitud sigue sin estar claro.

El tribunal de arbitraje del CETA, conocido por las siglas ICS, permitiría a las grandes corporaciones multinacionales demandar a los estados por leyes y reglamentos que protejan el medio ambiente, la salud y las normas laborales.

En una resolución de 2015 sobre el acuerdo UE-EE.UU., el TTIP, los eurodiputados exigieron que “se respetaran las competencias de los tribunales de la UE y de los Estados miembros” en estos mecanismos de protección de la inversión comercial. Un análisis de Greenpeace sobre el contenido del acuerdo comercial UE-Canadá ha encontrado que el ICS no cumple con este mandato del parlamento europeo.

La comisión de comercio del Parlamento Europeo deberá votar el CETA el próximo 5 de diciembre, antes de la votación plenaria prevista para la semana siguiente.