Corea del Sur publica las cláusulas revisadas del TLC con EE. UU.

All the versions of this article: [English] [Español] [français]

Corea del Sur publica las cláusulas revisadas del TLC con EE. UU.

Por Yonhap | 3-9-18

JPEG - 47.7 kb

Corea del Sur recabará opiniones públicas sobre el tratado de libre comercio (TLC) recientemente revisado con Estados Unidos antes de enviarlo al Parlamento para su aprobación, estableciendo el objetivo de completar los procedimientos nacionales dentro de este año, ha dicho este lunes el Ministerio de Comercio, Industria y Energía de Seúl.

El ministerio desveló las cláusulas revisadas del pacto comercial abierto, ampliamente conocido como TLC KORUS, para recopilar opiniones hasta el próximo lunes. Esto es un requisito previo bajo la legislación comercial local.

El Gobierno de Seúl concretará una fecha para la firma oficial con el Gobierno de EE. UU. y enviará el tratado revisado al Parlamento para su aprobación. Un pacto comercial requiere la ratificación parlamentaria antes de que entre en vigor.

El último procedimiento llega casi seis meses después de que las dos partes acordaran "en principio" sobre cuestiones clave actualizar el acuerdo de 6 años a solicitud de Washington, centrándose principalmente en reducir sus déficits comerciales en el sector automotriz.

Según el pacto revisado, EE. UU. extenderá un arancel del 25 por ciento sobre las importaciones de camionetas surcoreanas por otros 20 años hasta el 2041, lo que generará dificultades a los exportadores surcoreanos más allá del plazo acordado previamente.

El acuerdo exige que Seúl duplique el umbral de unidad de 25.000 vehículos para las importaciones de coches estadounidenses que no tienen que cumplir con las regulaciones de la industria nacional, lo que permitiría que 50.000 vehículos ingresen a Corea del Sur más fácilmente.

Seúl también aplicará los estándares aliviados de emisión de vehículos para los automóviles enviados desde 2021-2025, cuando se establezcan nuevas regulaciones de importación. Los fabricantes estadounidenses se quejaron de que las regulaciones ambientales actúan como una barrera no arancelaria para sus automóviles.

En el sector farmacéutico, Corea del Sur acordó revisar su política de fijación de precios especiales para medicamentos innovadores a nivel mundial a fin de garantizar un trato justo y no discriminatorio de las exportaciones farmacéuticas de Estados Unidos. El Servicio de Evaluación y Revisión del Seguro Médico de Corea del Sur preparará un borrador sobre la política de fijación de precios de los medicamentos para finales de este año.

Las dos partes también acordaron realizar modificaciones menores de la cláusula de solución de controversias entre los inversores y el Estado (ISDS, según sus siglas en inglés) y mejorar la transparencia de los procedimientos "antidumping" y compensatorios.

Si bien los inversionistas podrían demandar a los países a través de organismos arbitrales internacionales por presuntas prácticas discriminatorias según la presente disposición ISDS, las dos partes agregaron cláusulas para evitar posibles abusos del sistema de arbitraje por parte de compañías multinacionales y salvaguardar mejor el derecho a regular en interés del público.

El jefe negociador de comercio del Ministerio de Comercio, Industria y Energía de Corea del Sur, Kim Hyun-chong, asiste a una reunión del comité parlamentario en la Asamblea Nacional el 23 de agosto de 2018, en esta foto de archivo.

El Gobierno de Seúl pretende completar los procedimientos domésticos antes de final de año, pero el cronograma puede variar dependiendo de si Washington exime a los coches surcoreanos de la lista de aranceles del 25 por ciento, propuesta por la Administración de Donald Trump por razones de seguridad nacional.

Los legisladores locales han señalado que los aranceles aplicados a los vehículos surcoreanos en virtud del artículo 232 de la Ley de Expansión Comercial obstaculizarían el proceso de ratificación del TLC revisado.

Durante una reunión parlamentaria el 21 de agosto, el jefe negociador de comercio del Ministerio de Comercio, Kim Hyun-chong, dijo que Corea del Sur no es el objetivo principal de los aranceles propuestos por EE. UU. para vehículos extranjeros, ya que el país hizo concesiones en el sector automotriz en el TLC revisado.

Kim Tae-nyun, director ejecutivo de la Asociación de Fabricantes Surcoreanos de Automóviles (KAMA), dijo que es deseable que Corea del Sur envíe un mensaje a EE. UU. de que Seúl está haciendo esfuerzos al firmar el TLC revisado con Washington antes de las elecciones legislativas estadounidenses de mitad del mandato de noviembre.

source: Yonhap